Arroz con bogavante

Recetas de arroz con bogavante

Arroz con bogavante y gambas

Cuando se hace un plato de arroz y se eligen diferentes productos del mar para su acompañamiento el éxito está casi asegurado y mucho más si entre los ingredientes tenemos bogavante y gambas, protagonistas principales del plato que vamos a enseñaros a hacer en esta entrada.

Para elaborar este plato para 8/10 personas necesitaréis estos ingredientes:

Arroz con bogavante y gambas
  • 1 kilo de arroz de grano redondo (mejor si es arroz bomba)
  • 4 bogavantes.
  • Una cabeza de merluza.
  • dos o tres trozos de pescado de roca.
  • 1 kilo de gambas.
  • 1 cebolla mediana.
  • Un apio.
  • 3 dientes de ajo.
  • 4 tomates medianos.
  • Sal (al gusto)

Modo de elaboración

Comenzaremos cortando los bogavantes en trozos, teniendo cuidado de no cortarnos y limpiando los pequeños trozos de cáscara para no echarlos a la comida.

Pondremos la paellera al fuego y le echaremos un buen chorro de aceite de oliva y cuando tenga una buena temperatura pondremos los trozos del bogavante, pero solo será para marcarlo un poco.

El siguiente paso será poner a cocer las cabezas de merluza y los trozos de pescados de roca y lo dejaremos que cueza a fuego lento durante una hora y media, acordándonos de ir retirando la espuma poco a poco.

Una vez haya pasado ese tiempo se cuela el caldo y se pone en una cazuela nueva, se vuelve a poner al fuego y se incorporan los trozos de los bogavantes y se dejan durante cinco minutos.

Por otro lado picaremos la cebolla y los ajos muy finos y los sofreiremos en una cazuela baja hasta que la cebolla esté pochada. Después incorporaremos el tomate muy troceado, dejaremos que se vaya haciendo poco a poco y echaremos un poco de sal.

Cuando esté preparado sacaremos del agua los trozos de bogavante y los incorporaremos al sofrito, añadiremos el arroz tres cuartos del caldo que hemos hecho y colado. Removeremos para que se vayan integrando todos los sabores y dejaremos unos 10 minutos.

El siguiente paso será incorporarlas gambas y dejar que todo se acabe de hacer, echando el resto del caldo. De esta forma nos quedará un arroz suelto y con mucho sabor.

Consejos

Lo mismo que hemos utilizado gambas podemos usar gambones, langostinos o cigalas, pero el precio se irá incrementando notablemente. Los trozos de pescado que hemos cocido podemos aprovecharlos para incorporarlos o para hacer una empanada, una tortilla croquetas, etc., no hay que tirarlos porque tienen un sabor que merece la pena.